Activision ha anunciado durante una conferencia para inversores, que el próximo Call of Duty que se publicará a finales de este año está siendo desarrollado por Sledgehammer Games, estudio que ya colaboró con Infinity Ward en Modern Warfare 3 y que está liderado por Glen Schofield, responsable del primer Dead Space.

Además han aclarado que esto no quiere decir que sustituya a Infinity Ward o a Treyarch en esta rotación en la que habían entrado en la que cada estudio tenía dos años para desarrollar un nuevo juego, sino que se une a la rotación de forma que cada estudio tendrá 3 años para desarrollar su entrega de Call of Duty, lo que supone un 50% de tiempo que hasta ahora y que se debería de traducir en mejores juegos.

Veremos que tal le queda este primer CoD en solitario a Sledgehammer Games una franquicia que, si bien sigue vendiendo como churros, ya va pidiendo algunas novedades más allá del cambio de escenario habitual.

Comentarios: